sábado, 3 de mayo de 2008

AUTOMEDICACIÓN


Simplemente se le conoce como la manera en que una persona padeciendo de una enfermedad cualquiera, a veces simples y otras mas complejas, por su propia iniciativa y voluntad, se dirige a una farmacia o droguería y compra un medicamento para eliminar ese malestar que no le deja tranquilo, ahora bien, por esa actitud no se le debe culpar alegremente a las personas, ellas lo hacen influenciado por varios intereses, por ejemplo.

El problema económico, determina que una persona se automedique, por los altos costos de las consultas.

· La súper influencia que se recibe a diario, a través de los medios de comunicación con una publicidad brutal y descomunal, relacionando de manera simple, irresponsable y alegre, problemas de salud y medicamentos que los solucionan.

· Otro problema lo es, la medicación del mostrador, esta es cuando alguien se dirige a una farmacia o droguería y el dependiente le indica a su consideración un producto sin tomar en cuenta a que sustancia es alérgica esa persona. Además de que existe una motivación que auspicia la indicación del mostrador, y es algo que en mercadeo se le llama Push, o sea, el empuje de venta, “ayúdame a vender que yo te ayudo a ti”.

· El fácil acceso que tienen las personas a medicamentos, sin receta médica y algo aun peor, la de baja calidad y sobre todo a medicamentos de dudosa calidad, que a su vez son vendidos sin ningún control sanitario, ni de las autoridades.

· La influencia del circulo familiar o de amigos de cada quien, ejerce una influencia sobre el comportamiento de las personas que necesitan una medicina, en vez de sugerir que visiten un medico, le dicen que se tome un te de esto o de aquello.

Estos factores, tal vez se me escapa algún otro, pero estos básicamente son los que inciden en lo conocido como la automedicación provocando un verdadero problema a la salud de la población en general.

Ante todo esto ante expuesto debe quedar claro algo y es lo siguiente, todo se basa en una simple formula, gastar menos y ganar mas, se piensa en gastar menos comprando medicina sin que el medico la indique sin pagar consulta, también ganan mas relacionando el problema con la solución terapéutica, eso provoca una relación mental rápida y así la persona que se sienta afectada se dirige a la farmacia a comprarlo.

Esto lleva consigo las siguientes variantes:

· La dosis que lleva el tratamiento es algo importante, ya que si se administra una medida por encima de lo que lleva el tratamiento puede provocar una situación peor.

· Primero esta lo siguiente, no todos somos iguales, por lo tanto nuestros cuerpos tampoco lo son, aunque la acción terapéutica haga su efecto de manera normal, nuestros cuerpos reaccionan de manera diferente ante el medio ambiente que nos rodea, así mismo también lo hacen con los medicamentos que ingerimos, una cosa es el beneficio que da el medicamento y el efecto secundario que nos deja o pudiera dejar y otro es el problema o el agravamiento de uno ya existente.

· Es muy importante saber como reacciona una sustancia tomada conjuntamente con otra, ya que el efecto que de provoque estas administradas de manera conjunta seria algo bien indeseable y sobre todo podrían causar daños gástricos, hepáticos, etc.

Estos llamados efectos secundarios se presentan en varias maneras:

· Sueño o somnolencia
· Irritación gástrica
· Dolor de cabeza
· Alergias en la piel, etc.


Se debe tener conciencia de que una condición de buena salud es vital, pero desde el punto de vista económico en muchas ocasiones choca contra lo ético, esto es algo que no todas las empresas tienen la conciencia para conjugar tanto lo ético como lo económico, realmente es difícil ver que alguien muera por automedicarse pero también es difícil ver la muerte de alguien por la mala aplicación de un medicamento o por la mala dosificación, etc. Una situación que requiera de atención medica se debe ver por el orden crónico y agudo que presente la situación, ahora bien si aun teniendo claros esos dos factores, no se opta una atención medica adecuada, entonces mi queridos amigos, solo queda una solución, y es el agravamiento de la condición que se pudo atender y corregir rápidamente y de manera sencilla visitando un medico y que este mediante un diseño correcto del historial medico le prescribirá la medicina correcta.

Gracias mi colega Anthony de Laboratorios Merk por sugerirme el tema y sobre todo a Daris por su ayuda en la corrección del texto y la elección de la imagen que acompaña esta publicación.


6 comentarios:

♥ ♥ ♥ JOSELYN ♥ ♥ ♥ dijo...

La mayoría de las personas prefieren ir a farmaceúticos que en los medicos... La probabilidad es escaso el motivo economico... DIOS TE BENDIGA GRANDEMENTE

Carolin dijo...

Hola Jorge que buen temas nos ha traído en esta ocasión (como siempre). La automedicación nunca ha sido de mi agrado, en realidad los medicamentos tampoco. A veces si me da dolor de cabeza prefiero ponerme un poquito de mentol y si es gripe tomarme un te natural.

El problema es la vida agitada que viven muchas personas y prefieren recurrir a una farmacia que es más "fácil" antes que un médico. Ojala y algún día tomemos consciencia de la importancia de las consultas.

Un abrazo.

mi despertar dijo...

Bienvenido a mi blog nuevamente Estabas perdido. Ahi te contesto a que hora escribo y te dedico mi texto con todo cariño

mi despertar dijo...

Tus textos son muy interesantes. No te pierdas

M.M. dijo...

Mi querido amigo, siempre tus artículos mantienen una información muy interesante. Me perdí por mucho tiempo pero ahora vuelvo a leer tus escritos que siempre nos tienen muy informados.

Un gran abrazo.

M.M.

Yeli dijo...

Pasé a saludar.
Un abrazo
Yeli