lunes, 8 de octubre de 2007

A VECES, LA IMAGINACION AYUDA MUCHO


Un día se pierde un perrito casero en la jungla. De repente ve que viene una pantera enorme a toda carrera.

Al ver que la pantera se lo va a devorar, piensa rápido qué hacer.

En eso ve un montón de huesos de un animal muerto y empieza a mordisquearlos.

Entonces, cuando la pantera está a punto de atacarlo, el perrito dice:

¡Ah!, ¡¡¡Qué rica pantera me acabo de comer!!!

La pantera lo alcanza a escuchar y frenando en seco, gira y sale despavorida pensando: - ¡¡¡Quien sabe que animal será ese, no me vaya a comer a mí también!!!

Un mono que andaba trepado en un árbol cercano y que había visto y oído la escena sale corriendo tras la pantera para contarle como fue engañado por un simple perrito. El perrito alcanza a darse cuenta de la cabronada del mono.

Después que el mono le contó a la pantera la historia de lo que vio, ésta le dice al mono:- Súbete a mi espalda, vamos donde ese perro a ver quién se come a quién. Y salen corriendo a buscar al perrito.

El perrito ve a lo lejos que viene nuevamente la pantera, y esta vez con el mono chismoso.- ¿Y ahora qué hago?, piensa todo asustado el perrito.

Entonces, en vez de salir corriendo, se queda sentado dándoles la espalda como si no los hubiera visto, y en cuanto la pantera está a punto de atacarlo de nuevo, el perrito dice:
¿y donde estara el mono, hace rato que lo mandé a traerme otra pantera y todavía no aparece?.

EN MOMENTOS DE CRISIS, SÓLO LA IMAGINACIÓN ES MÁS IMPORTANTE QUE EL CONOCIMIENTO.

Gracias a mi amiga, Miky por su aporte.

4 comentarios:

ViC dijo...

hey!!!! esta bueno esto, me gusto mucho ese perrito, se la comio!

Principe Mestizo dijo...

eso se llama creatividad!!

Ignaura dijo...

Es que, como dice un tio mio... el mundo es pa los más vivos!... =P

Floralba dijo...

A veces no, la creatividad ayuda mucho siempre.
Un abrazo,